Carvoeiro, el pueblo que no te puedes perder en el Algarve

Fotografía: Maribel Sobrino

Había una vez una mujer planeando un viaje en familia al Algarve. Cuantas más cosas veía, más sitios apuntaba para ver. La lista era tan larga, que hubiera necesitado meses para ver todos esos lugares mágicos (y además con dos niños… ). Lo de levantarles al toque de corneta no parecía lo más lógico. Que las vacaciones son vacaciones, y aunque estemos de viaje, hay que disfrutar de un ritmo más slow que el resto del año…. «¿Qué podríamos ver en tan solo unos pocos días? ¿Me estaré dejando algo chulo?». Se preguntaba la mujer… Así que decidió una cosa: marcó los sitios imprescindibles y decidió dejarse llevar. Sería allí, en los pueblos del Algarve portugués, donde decidirían lo que ver. Lo que no pensó es que en realidad son las circunstancias de la vida las que te hacen decidir. Esas mismas circunstancias te llevan a saltarte el top 10, pero también te invitan a disfrutar de otros lugares y momentos espectaculares, que formarán parte de tus recuerdos y de las memorias de tu familia.

Esta vez te hablo del Algarve, pero seguro que te habrá pasado con cientos de sitios que según lo planificabas, el listado de cosas para ver era interminable (y también imposible ;). Es así. No sabes si volverás algún día, y quieres agotar todos los sitios con los que has soñado tan solo viendo una foto. Las horas del día y las circunstancias de cada viaje te llevan a tener que elegir por donde ir y qué cosas dejar pendientes para más adelante. Es normal que aparezca que una cierta frustración en ese momento. ¿Cómo hacer para vencer la frustración? Fácil y difícil a la vez. El único truco es disfrutar el momento y valorar lo que el momento presente te está aportando.

Fotografía: Maribel Sobrino

Fue así como volvimos a Carvoeiro. Sí, volvimos. Más abajo te cuento nuestra vuelta a este bonito pueblo. Uno de mis top 10 por el Algarve era el Algar Seco. ¡Espectacular! Te puedo decir que es uno de los lugares más bonitos que he visto. Andar por allí fue todo un privilegio. Y poderlo hacer con más turistas cerca pero sin aglomeraciones, fue algo que seguro mejoró la experiencia.

Fotografía: Maribel Sobrino

El Algar Seco es un lugar fácil para ir con niños si lo visitas tranquilamente y vas eligiendo caminos. Tus mismos hijos te dirán alucinados porque ese chico o esa chica se han subido tan arriba: ¡Se pueden caer! ¿Sólo se suben allí para hacerse una foto?». Si es que los niños tienen más sentido común que muchas personas «adultas».

El camino se hace paseando por unas pasarelas de madera que son un mirador estupendo al mar y a caprichosas formas de la roca. Acantilados, rocas de piedra caliza salpicando el mar y un gran número de gaviotas, te acompañarán en tu paseo. Es fácil iniciar este paseo desde la ermita de Nuestra Señora de la Encarnación (aquí las coordenadas). Fuimos en julio y pudimos aparcar al lado perfectamente (zona gratuita). Primera parada obligatoria con niños: un parque infantil. Para los peques: columpios; para ti: unas vistas espectaculares del pueblo y de algunos de los acantilados.

Fotografía: Maribel Sobrino

A unos metros iniciarás la ruta por las pasarelas. También puedes hacerlo desde el otro lado, que da al restaurante Boneca. No te lo aconsejo. El aparcamiento aquí es muy chiquitín y se concentra más gente. El algar seco merece un paseo curioso, observando detalles y, simplemente, disfrutar de este paisaje tan diferente.

Fotografía: Maribel Sobrino

Pero estas vacaciones en Portugal han estado llenas también de momentos «Todo por la foto». En muchas guías de señalarán la Gruta Boneca como uno de los lugares para conocer. Si eres muy de instagram como yo, ya conocerás las fotos de este bonito ventanal al mar.  El sitio es verdaderamente bella, pero la foto es otra de las mentiras que estamos difundiendo en las redes. La gruta no es nada más que una pequeña cueva de 10 o 15 metros de largo (soy fatal con las distancias, pero más o menos). Al final de la gruta tienes el ventanal. Llegarás a él después de esperar una cola, y sintiéndote como si estuvieras en un photocall. En mi caso nada tranquilo ni agradable. Te haces la foto con una fila de gente mirándote, ansiosa porque acabes y poderse hacer ellos la foto… Cuando me puse en la fila pensé que aquello era otra cosa. Sinceramente, me sentí súper ridícula. No sé si me entiendes.

Fotografía: Maribel Sobrino

Carvoeiro es mucho más que el Algar Seco y eso lo descubrí cuando «tuvimos» que volver a este pueblo. Nuestro viaje al Algarve ha sido bastante accidentado. Otro de mis top 10 era coger un barco para ir a la Playa de Benagil. El mar no estaba por la labor y se canceló el paseo. Desde aquí mi agradecimiento a Theresa, de Carvoeira Caves, que hizo todas las gestiones para la devolución del dinero.

¿Y ahora qué hacemos? ¿Damos una vuelta y comemos en Carvoeiro? Vale, genial, que en un rato teníamos hora para cambiar las ruedas (si, pinchazo en ruta :(. Gracias a este contratiempo, disfrutamos de un pueblo hiper cuidado, con un ambiente buenísimo, y una cala que no tiene nada que envidiar a las calas más conocidas. Por cierto, y unos atardeceres que nada tienen que envidiar a los más recomendados.

Fotografía: Maribel Sobrino

Si volvemos al Algarve, Carvoeiro sería una de mis primeras elecciones para alojarme. ¿Qué te ha parecido este pueblo?

¿Te ha gustado este artículo? Vota con 5 estrellas para ayudarnos a seguir escribiendo más artículos de este tipo.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

¿Quieres estar al día de nuevos planes?

Apúntate a nuestra lista y recibe en tu buzón planes para hacer con niños cada semana.

Dónde comer

Dónde dormir

Al aire libre

Castillos

Parques de atracciones

Parques infantiles

Cultura

Museos

Centros de la naturaleza

2 comentarios en “Carvoeiro, el pueblo que no te puedes perder en el Algarve”

  1. Creo que tus textos y fotografías invitan a sentirnos confiados en tus recomendaciones porque son sinceras y sentidas. Yo también planeo buscando las opiniones de otros usuarios, y me encanta guiarme por ellas! Así que por eso valoro la calidad y realidad de las mismas. Un abrazo, Maribel!

    • Muchísimas gracias por tus palabras, Débora. Siempre intento transmitir lo que nos han hecho sentir los destinos y los lugares por los que pasamos. No todo es de color de rosa, y también hay que comentarlo. Un abrazo

Deja un comentario